Intérpretes y Traductores

Qué Hacen

Los intérpretes y traductores convierten información de un idioma a otro. Los intérpretes trabajan con el lenguaje oral o de señas; los traductores, con el escrito.
 
Responsabilidades. Los intérpretes y traductores habitualmente se ocupan de lo siguiente:
 
  • Convertir conceptos del lenguaje de origen a sus conceptos equivalentes en el lenguaje de destino
  • Hablar, leer y escribir fluidamente en al menos dos idiomas, incluido el inglés
  • Transmitir el tono y el estilo
  • Administrar sus itinerarios de trabajo para cumplir las fechas de entrega
  • Interpretar las ideas habladas en forma precisa, rápida y clara
 
Los intérpretes y traductores ayudan en la comunicación convirtiendo información de un idioma a otro. Aunque algunas personas se ocupan de ambas, la interpretación y la traducción son profesiones distintas: los intérpretes se ocupan de la palabra hablada y los traductores, de la escrita.
 
Los intérpretes convierten información de un lenguaje hablado a otro—o, en el caso de los intérpretes de lenguaje de señas, entre un lenguaje hablado y el de señas. Los intérpretes habitualmente deben poder hablar o hacer señas en ambos idiomas para comunicarse con personas que no comparten el mismo idioma.
 
Existen dos modos de interpretación: simultánea y consecutiva.
 
La interpretación simultánea exige que los intérpretes escuchen o vean y hablen o indiquen por señas al mismo tiempo que alguien lo hace. La interpretación simultánea exige un alto grado de concentración. Por ese motivo, los intérpretes simultáneos suelen trabajar de a dos, y cada uno interpreta durante 20 o 30 minutos y luego descansa mientras continúa el otro. Los intérpretes simultáneos suelen estar familiarizados con la temática para poder anticipar el final de las oraciones del orador.
 
Por el contrario, la interpretación consecutiva solo comienza una vez que el orador ha dicho o indicado por señas un grupo de palabras u oraciones. Los intérpretes consecutivos suelen tomar notas mientras escuchan o ven a los oradores, por lo que deben desarrollar algún tipo de sistema taquigráfico o para tomar notas.
 
Los traductores convierten materiales escritos de un idioma a otro. La meta de un traductor es que la traducción se lea como si fuera un original. Para ello, el traductor debe ser capaz de escribir oraciones que fluyan tan bien como las originales, mientras mantienen con precisión las ideas y hechos del original. Los traductores deben considerar las referencias culturales, incluido el argot y otras expresiones que no se traducen literalmente.
 
Los traductores deben leer el lenguaje original de manera fluida, pero no es necesario que lo hablen con facilidad. Habitualmente solo traducen a su idioma nativo.
 
Casi todo el trabajo de traducción se hace en computadoras. Los traductores reciben y envían la mayoría de sus tareas en forma electrónica. Las traducciones suelen pasar por varias revisiones antes de convertirse en textos finales.
 
Los servicios de los intérpretes y traductores son necesarios en varias áreas temáticas. Aunque estos trabajadores a menudo no se especializan en un campo o industria particular, muchos se centran en un área de conocimiento.
 
Los siguientes son ejemplos de especializaciones ocupacionales:
 
Los intérpretes y traductores médicos o de salud suelen trabajar en entornos médicos, y ayudan a los pacientes a comunicarse con médicos, enfermeras y otro personal médico. Tanto los intérpretes como los traductores deben tener sólidos conocimientos de la terminología médica y los nombres comunes para esos términos en ambos idiomas.
 
Los intérpretes médicos o de salud también deben mostrar sensibilidad cuando participan en las situaciones personales de los pacientes junto a los proveedores de servicios de salud.
 
Los traductores médicos o de salud no suelen tener el mismo nivel de interacción personal que los intérpretes con los pacientes y proveedores de servicios de salud. Principalmente traducen de un idioma a otros folletos informativos, materiales que los pacientes deben leer y firmar, e información para los sitios web.
 
Los intérpretes y traductores legales o judiciales suelen trabajar en tribunales y otros entornos legales. En audiencias, comparecencias ante jueces, declaraciones y juicios, ayudan a las personas con conocimientos limitados del idioma inglés. Deben entender la terminología legal. Muchos intérpretes judiciales a veces deben leer documentos en voz alta en un idioma diferente del original, una tarea conocida como traducción a la vista.
 
Los traductores literarios reescriben los artículos periodísticos, libros, poesía y cuentos de un idioma a otro. Buscan mantener el tono y estilo del autor además del significado. Siempre que es posible, los traductores literarios trabajan en estrecha relación con los autores para captar el significado y las características literarias.
 
Los traductores de localización adaptan el texto de productos o servicios de un idioma a otro. Los especialistas en localización buscan que el producto parezca originado en el país donde se venderá. No solo deben conocer ambos idiomas, sino entender la información técnica con la que trabajan y la cultura de las personas que usarán el producto o servicio.
 
La localización puede incluir la adaptación de sitios en Internet, materiales de mercadeo, manuales de instrucciones y otras publicaciones. Habitualmente se relacionan con productos y servicios en la industria manufacturera y otros sectores comerciales.
 
La localización puede beneficiarse con la traducción automática, donde un programa informático desarrolla un borrador de la traducción para que el localizador trabaje con él. Además, los traductores pueden usar computadoras para comparar traducciones previas con sus asignaciones actuales.
 
Los intérpretes de lenguaje de señas ayudan a personas sordas o con dificultades de audición a comunicarse con quienes pueden oír. Los intérpretes de lenguaje de señas deben hablar fluidamente inglés y el lenguaje de señas estadounidense [American Sign Language (ASL)], que combina señas, deletreo con los dedos, y lenguaje corporal específico. El ASL es un lenguaje distinto del inglés, con su propia gramática.
 
Algunos intérpretes se especializan en otras formas de interpretación para quienes son sordos o tienen dificultades auditivas.
 
Algunas personas sordas o con problemas de audición pueden leer los labios en vez de usar el ASL. Los intérpretes que trabajan con esas personas usan “interpretación oral,” modulando en silencio y muy cuidadosamente para que puedan leer fácilmente sus labios. También pueden usar expresiones faciales y gestos para ayudar a que el lector de labios entienda.
 
Otras especialidades incluyen el uso de habla con claves, que son formas hechas con las manos cerca de la boca para brindar más información a los lectores de labios; inglés señalizado; y señas táctiles, que es la interpretación para personas ciegas y sordas a través de signos táctiles en sus manos.
 
Los intérpretes guía o acompañantes asisten a los visitantes estadounidenses en el extranjero, o a visitantes extranjeros en los estados Unidos, para garantizar que sean capaces de comunicarse durante su estadía. Estos especialistas interpretan tanto en niveles informales como profesionales. Es habitual que estos trabajadores viajen frecuentemente.
 
Los intérpretes de conferencia trabajan en conferencias con asistentes que no hablan inglés. El trabajo a menudo tiene lugar en el campo de los negocios internacionales o la diplomacia, aunque los intérpretes de conferencia pueden trabajar para cualquier organización que trabaje con hablantes de idiomas extranjeros. Los empleadores prefieren intérpretes de alto nivel con capacidad para traducir al menos dos idiomas a uno nativo—por ejemplo, desde el español y el francés al inglés. Para algunos puestos, como los de Naciones Unidas, este requisito es obligatorio.
 
Los intérpretes de conferencia a menudo hacen interpretación simultánea. Las personas en la conferencia que no entienden el idioma en el que habla el orador usan auriculares para escuchar al intérprete en el idioma que desean. El intérprete escucha un poco de lo que dice el orador y luego lo traduce. Los intérpretes simultáneos deben ser capaces de escuchar el fragmento siguiente que dice el orador mientras traducen lo que dijo antes.
 

Ambiente Laboral

Los intérpretes y traductores ocuparon aproximadamente 58,400 puestos de trabajo en 2010. Cerca del 23 por ciento trabajaba en forma independiente.
 
Los sectores que emplearon a la mayoría de los intérpretes y traductores en 2010 fueron:
 
Servicios profesionales, científicos y técnicos       26%
Servicios educativos; estatales, locales y privados        25
Servicios de salud y asistencia social       13
Gobierno          7
 
Los intérpretes trabajan en entornos como escuelas, hospitales, tribunales y centros de conferencias. A veces deben viajar a las conferencias. La interpretación simultánea puede ser estresante, ya que el intérprete debe seguir el ritmo del orador, que puede no ser consciente de disminuir la velocidad a la que habla normalmente.
 
Los traductores suelen trabajar desde sus hogares. Reciben y envían su trabajo en forma electrónica. A veces deben lidiar con la presión de fechas de entrega e itinerarios ajustados.
 
Horarios de Trabajo. Debido a que muchos intérpretes y traductores trabajan en forma independiente, sus horarios varían a menudo, con períodos alternados de trabajo limitado y otros en los que deben trabajar muchas horas y en horarios irregulares. De todas formas, la mayoría trabaja a tiempo completo durante los horarios comerciales habituales.
 

Cómo hacerse uno

Aunque los intérpretes y traductores habitualmente necesitan una licenciatura, el requisito más importante es que hablen fluidamente inglés y al menos otro idioma. Muchos completan programas de capacitación específicos para sus trabajos. No es necesario para los intérpretes y traductores haber sido criados en dos idiomas para tener éxito en estos trabajos, pero muchos han crecido comunicándose en ambos lenguajes con los que trabajan.
 
Educación. La formación de los intérpretes y traductores varía, pero es fundamental que hablen fluidamente inglés y al menos otro idioma.
 
Los estudiantes de escuela secundaria interesados en convertirse en intérpretes o traductores deberían cursar una amplia gama de asignaturas, incluidas comprensión y redacción en inglés, idiomas extranjeros, e informática. Otras actividades útiles para los futuros intérpretes y traductores de idiomas extranjeros incluyen pasar tiempo en el extranjero, estar en contacto directo con otras culturas, y leer extensamente sobre diversos temas, en inglés y al menos en otro idioma. A través de las organizaciones comunitarias, los estudiantes interesados en la interpretación de lenguaje de señas pueden tomar clases de introducción al ASL y buscar oportunidades como voluntarios para trabajar con personas sordas o con problemas auditivos.
 
Luego de la escuela secundaria, quienes estén interesados en convertirse en intérpretes o traductores tienen muchas opciones educativas. Aunque una licenciatura suele ser necesario para los empleos, especializarse en un idioma en la universidad no siempre es obligatorio. La formación en un campo de estudio específico puede brindar un área natural de especialización temática.
 
Sin embargo, los intérpretes y traductores suelen necesitar capacitación especializada sobre cómo hacer su trabajo. Existen programas formales de interpretación y traducción en universidades y otras instituciones de educación superior en todo el país, y programas de capacitación no universitarios, conferencias y cursos.
 
Muchas personas que trabajan como intérpretes de conferencia o en áreas más técnicas—como localización, ingeniería o finanzas—cuentan con una maestría. Es más habitual completar programas de capacitación específicos para sus trabajos entre quienes trabajan en comunidades como intérpretes o traductores legales o médicos.
 
Experiencia Laboral. La experiencia laboral es fundamental. De hecho, algunas agencias solo contratan intérpretes o traductores con experiencia laboral relacionada.
 
Para los traductores, una buena forma de aprender sobre la ocupación de primera mano es comenzar a trabajar en relación de dependencia en una empresa de traducciones. El trabajo informal o voluntario es una manera excelente de obtener experiencia para quienes buscan puestos como intérpretes o traductores.
 
Las oportunidades de interpretación para voluntarios están disponibles a través de organizaciones comunitarias, hospitales y eventos deportivos, como maratones, donde participan competidores internacionales. La Asociación estadounidense de Traductores trabaja con la Cruz Roja para proveer intérpretes voluntarios durante las crisis.
 
Las pasantías remuneradas o no remuneradas son otra manera en que los intérpretes y traductores pueden adquirir experiencia. La interpretación como acompañantes puede ofrecer una oportunidad para los candidatos sin experiencia para hacer de “sombra” a un intérprete más experimentado. Para los intérpretes también puede ser más fácil ingresar a áreas con una demanda especialmente elevada de servicios de idiomas, como la interpretación judicial o médica.
 
La experiencia en traducción, cualquier traducción—incluso aquella hecha como práctica—puede usarse como muestra para potenciales clientes.
 
Sin importar la vía de ingreso que busquen, los nuevos intérpretes y traductores deben desarrollar relaciones con mentores para mejorar sus habilidades, confianza y redes profesionales. Estos aprendizajes pueden ser formales, como las establecidas a través de asociaciones profesionales, o informales, como las que se generan con colegas o conocidos con experiencia como intérpretes o traductores. Tanto la Asociación estadounidense de Traductores como el Registro de Intérpretes para Sordos ofrecen programas formales de aprendizaje.
 

Cualidades Importantes (Perfil del Estudiante)

Habilidades de negocios. Los traductores e intérpretes independientes necesitan habilidades de negocios generales para administrar sus finanzas y carreras con éxito. Deben fijar precios para su trabajo, cobrar a sus clientes, mantener registros, y ofrecer sus servicios para atraer más trabajo y crear su base de clientes.
 
Concentración. La capacidad de concentrarse mientras otros hablan o se mueven alrededor de ellos es fundamental para los intérpretes y traductores.
 
Sensibilidad cultural. Los intérpretes y traductores deben ser sensibles a las diferencias culturales y expectativas de las personas a quienes ayudan a comunicarse. La interpretación y traducción exitosa no es solo una cuestión de conocer las palabras en distintos idiomas, sino también de entender las culturas de las personas.
 
Destreza. Los intérpretes de lenguaje de señas deben mover rápida y coordinadamente sus manos, dedos y brazos cuando trabajan.
 
Capacidad de atención. Los intérpretes y traductores deben escuchar cuidadosamente cuando interpretan para audiencias, para garantizar la corrección de su trabajo.
 
Habilidades de comunicación oral. Los intérpretes y traductores deben hablar claramente los idiomas en los que traducen.
 
Habilidades de escritura. Los intérpretes y traductores deben ser capaces de escribir clara y eficazmente en los idiomas en los que hablan o traducen.
 

Perspectivas Laborales

Se proyecta que el empleo de los intérpretes y traductores aumentará el 42 por ciento entre 2010 y 2020, mucho más rápido que el promedio de todas las ocupaciones. El crecimiento en el empleo refleja una población estadounidense cada vez más diversa, que, según se prevé, necesitará más intérpretes y traductores.
 
La demanda probablemente se mantendrá para los traductores de idiomas cuya traducción es frecuente, como el francés, el alemán, el italiano, el portugués y el español. La demanda también debería mantenerse en el caso de los traductores de árabe y otros idiomas del Medio Oriente, y para los principales idiomas de Asia oriental: chino, japonés y coreano.
 
Se estima que la demanda de los intérpretes del lenguaje de señas estadounidense aumentará rápidamente, impulsada por el mayor uso de servicios de transmisión de video, que permiten realizar video llamadas en línea y usar intérpretes del lenguaje de señas.
 
Además, el creciente comercio internacional y la profundización de los vínculos globales deberían aumentar la necesidad de intérpretes y traductores. La necesidad de interpretar y traducir idiomas para los militares también debería generar más empleos.
 
Las computadoras han facilitado el trabajo de los traductores y especialistas en localización. Sin embargo, estos trabajos no pueden automatizarse completamente. Las computadoras todavía no pueden producir trabajo comparable al que hacen los traductores humanos.
 
Oportunidades de Empleo. Las oportunidades laborales deberían ser mejores para quienes cuenten con certificaciones profesionales. Además, las áreas urbanas—en especial Nueva York, Los Ángeles y Washington, DC —deberían continuar generando la mayor cantidad de puestos de trabajo, en especial para los intérpretes.
 
Las perspectivas laborales para los intérpretes y traductores también variarán según la especialidad y el idioma. Por ejemplo, los intérpretes y traductores de español deberían encontrar buenas oportunidades laborales debido a los aumentos esperados en la población hispana de los estados Unidos. En especial, las oportunidades laborales deberían ser abundantes para los intérpretes y traductores especializados en medicina y derecho, debido a la crítica necesidad de todas las partes de entender completamente esa información.
 
Adicionalmente, deberían surgir muchas oportunidades laborales para los especialistas en localización, impulsados por la globalización de los negocios y la expansión de Internet.
 
Los intérpretes para sordos continuarán encontrando perspectivas laborales favorables, ya que son escasas las personas con el nivel de habilidades necesario.
 
Los intérpretes de conferencia y traductores literarios probablemente enfrenten competencia debido a la pequeña cantidad de oportunidades laborales en esas especialidades.
 

Salario

La mediana salarial anual de los intérpretes y traductores en USA fue $43,300 en mayo de 2010.
 
Cita de la Fuente:
Oficina de Estadísticas Laborales, U.S. Department of Labor, Occupational Outlook Handbook en Español (OOH), Edición 2012-13, Intérpretes y Traductores, en Internet http://www.bls.gov/es/ooh/media-and-communication/interpreters-and-translators.htm (visitado 11\18\2014).